El mundo de las finanzasEconomía, préstamos y seguros

Los 5 principios para la prosperidad

Placer
Nosotros debemos entender que el mundo no nos debe la vida. Tendremos éxito o fracasaremos según cuanta alegría pongamos en nuestro proyecto que llamaremos nuestro trabajo. El ingrediente número uno es el entusiasmo y el compromiso que debemos poner en el trabajo que tenemos en nuestras manos. También tenemos que entender que muy pocas cosas irán en la dirección que deseemos y cuanto más desarrollemos nuestras habilidades, tanto más suertudos nos volveremos (tanto más suerte tendremos). Nosotros fabricamos nuestra propia suerte y el reconocer las oportunidades es la clave del éxito. Cada punto de vista debe ser explorado, en cada día de trabajo. Nunca digas no a algo hasta que no hayas examinado todas las posibilidades y los resultados. Incluso si encontramos que aquello no es lo que deseamos, dejamos la puerta abierta para un desarrollo futuro. En cambio, si sólo estamos interesados en lo que podemos obtener de cualquier situación momentánea, estaremos condenándonos al fracaso.

Dar
Un ingrediente clave en una empresa exitosa es el poder dar en lugar de tomar. En otras palabras da lo mejor y recibirás lo mejor. En caso de que no tengas la habilidad para dar lo mejor, sigue intentando diferentes acercamientos hasta que puedas dar lo mejor. Cualquier cosa que des lo recibirás en abundancia. También están aquellos quienes han conseguido dinero y estatus de manera nada diplomática utilizando métodos de engaño. Ellos pueden tener todos los adornos de un estilo de vida lujoso, pero no poseen la mente tranquila para poder disfrutar los resultados de su labor. Por lo tanto, no son un éxito para ellos mismos. Todo el estrés y las tensiones de la estafa un día se verán manifestados en una enfermedad. Tu puedes engañar a otras personas, peor no puedes mentirle a tu sistema inmunológico. Así que, paga grandes dividendos para ayudar a otros a llegar al éxito.

Vencer a la adversidad
Disfruta el éxito, pero más disfruta el fracaso. Entiende que éste no existe. Cada lección aprendida, es una lección ganada que te servirá para no cometer los mismos errores una y otra vez. Las personas negativas son nuestros escalones de progreso hacia la riqueza. Cuanto ellos más nos digan que algo no puede hacerse, más energía nos dan para hacerlo exitosamente. Los adversarios están para probar nuestra determinación. Conviértete en un buen luchador y aprende cómo saltar por encima de ellos. Si requerimos una respuesta para un problema de difícil resolución, esto es lo que hacemos. Hacemos todas las preguntas necesarias par resolver el asunto, unos pocos minutos antes de ir a dormir y luego nos olvidamos. Luego nos sumergimos en un profundo sueño. Así, al despertar de la mañana siguiente tendremos una idea de cómo resolver el problema, y que surgió cuando menos te esperabas. Si no es a la mañana siguiente, te llevará más tiempo resolverlo. Hazte la pregunta cada noche hasta que el problema se resuelva por sí mismo.

Libre de deudas
Es mucho mejor caminar antes de poder correr. No debemos acumular muchas deudas. Si no podemos enfrentar algo, entonces debemos trabajar un poco más duro y durante un tiempo mayor hasta que tengamos los fondos necesarios para expandirnos. Sabemos que este no es un modo moderno de pensamiento y que hay muchas excepciones a la regla, pero el estar libre de deudas te asegurará un “sueño pacífico”. El estar “bajo la presión” de tener que pagar cuentas no es un modo de vida. Nuestro propósito es disfrutar la vida y que nuestro trabajo sea una labor de amor sin demanda alguna.

Disfruta la resistencia
Recuerda las tres P, Paciencia, Persistencia, Perseverancia. Si confiamos en nuestro “yo verdadero” entonces no podremos fallar. Cuanto más disfrutemos nuestras actividades de negocio del mismo modo que disfrutamos nuestro ocio, tanto más aseguraremos nuestro éxito. Si el alcanzar nuestras metas nos toma un poco más de tiempo que lo que habíamos pensado, entonces tanto mejor, pues tenemos más tiempo para adquirir experiencia. Esto te permitirá mayor tiempo para mostrar a las personas que eres digno de confianza y confiable. La integridad no puede ser comprada, por lo tanto, una vez que poseas una credibilidad auténtica, todo lo demás que hagas se colocará en su lugar apropiado. Eventualmente, otras personas de negocios nos considerarán como unos expertos en nuestro campo de competencia. Así, llegarás a dominar el tiempo y el espacio.

3 Responses to Los 5 principios para la prosperidad

  1. Pingback: Protéjase usted mismo del fraude de las tarjetas de crédito

  2. Pingback: Lograr el éxito requiere de una estructura

  3. Giovannis Rivadeneira Ramirez y Flia

    Estoy buiscando mecanismo para cambiar mi vida, estoy desesperado sin empleo mi esposa y yo con cuatro hijos estudiando el mayor en universidad la segunda una niña de 17 qños termino el año pasado Bachillerato y no se que hacer los dos restante el tercero me termina bachillerato este año y la menor va para septimo no hallo que hacer, busco a travez de las oraciones por internet la solucion me encomiendo a Dios, se que el solamente el me dara la solucion a todas estas penas, para fortuna cuento con un don soy compositor de musica vallenata, de eso me he sostenido creando Jingles promocionales a las distintas instituciones, pero el medio donde vivo en Riohacha la Guajira Colombia es muy dificil siempre piensa que uno va a pedir y no a brindar un servicio; sin embargo algunos entienden mas que otros y en ese orden de idea me he mantenido claro esta con mucha dificultad y eso permite gran desgaste fisico, moral y economico. De todas manera se que todo no es facil y seguire perseverando para echar para adelante y sacar mi familia adelante. peo en medio de todo esto creo en el poder de Dios, y busco de el de tal modo que le pido a sus siervos que oren por mi situacion y por mi familia para tener mas tranquilidad y merecer una vida mas digna.
    Dios tu nos haz enseñado a pedirte cosas grande, tu grandeza no sera ajena hacia mi te pido de todo corazon dame la paz, danme la tranquilidad, dame la prosperidad Amen Amen Amen.

Deja un comentario